Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando entradas de junio, 2018

GRACIAS

Señor y Padre mío, Al finalizar este curso, quiero darte gracias por todo lo que he recibido de Ti. Gracias por la vida, por las flores, por el aire y el sol, por la alegría y el dolor, por todo lo que ha sido posible y por lo que no ha podido ser.
Te ofrezco cuanto hice en este año: el trabajo que he podido realizar, las cosas que han pasado por mis manos y lo que con ellas pude construir.
Te agradezco las personas que a lo largo de estos meses he amado, y los que me han querido, compañeros, profesores, educadores, trabajadores, nuestras familias, las amistades nuevas y los que conocía de antes, los que me han alargado su mano y aquellos a los que yo he podido ayudar. Con todos ellos he compartido la vida, el trabajo, el dolor y la alegría.

¡A PENSAR!: Acabando el curso

Al terminar etapas, o ciclos, o cursos, como que parece natural el echar la vista atrás y pensar: “¿qué ha pasado?”, “¿cómo ha sido todo?”, “¿se cumplieron mis expectativas?”, “¿en qué he acertado, y en qué he podido equivocarme?”… Es necesario que nuestras miradas atrás no se conviertan en una evaluación de objetivos puramente formal. Aunque haya muchas cosas pequeñas que revisar, lo más importante es valorar las cosas que, en mi vida, van suponiendo la entrada de la humanidad a borbotones (la propia y la ajena). Y, mucho antes de evaluar o planificar, previo a todo análisis riguroso, es justo dar un tiempo al agradecimiento.
En este contexto,  puedo dedicar un tiempo a ir recorriendo los nombres, los rostros, las historias que se han ido cruzando con la mía en el curso que termina. Y, ante todo, le doy gracias a Dios: por lo que han aportado, por lo que han enseñado, por lo compartido,  por lo buscado, por lo encontrado y lo que aún sigue pendiente; por los sueños y por las presencia…

PERSONAS: El Gobierno de Guatemala AGRADECE la solidaridad y el apoyo de países amigos

El gobierno del presidente Jimmy Morales agradeció hoy la solidaridad y el apoyo de países amigos ante la emergencia que vive Guatemala tras la erupción que registró el pasado domingo el volcán de Fuego. “Guatemala agradece a los gobiernos de Colombia, Ecuador, Estados Unidos de América, El Salvador, España, Honduras, Israel, Japón, México, República Dominicana, Taiwán, el apoyo que ya han empezado a prestar a Guatemala, como la asistencia médica, víveres, ropa, camas, catres, apoyo técnico y profesional entre otros insumos”, dijo el Gobierno en un comunicado. “Guatemala agradece profundamente a las organizaciones internacionales y nacionales que se han sumado a la atención de la emergencia, entidades como la Cruz Roja, CARE Internacional, CARITAS, que se encuentran apoyando directamente en la zona de emergencia y los albergues habilitados”, puntualizó. Asimismo, se agradece a los ciudadanos individuales de diversos países, grupos de migrantes guatemaltecos y de otros países que se encue…

RELATOS: El dueño del huerto

Cuenta la historia que, una calurosa mañana de verano, un hombre se hallaba sentado sobre la hierba, bajo las ramas de un frondoso roble, disfrutando de la suave brisa y de la hermosa vista de su huerto. Aquel día había decidido darse un buen descanso para contemplar con placer los árboles y las hortalizas que durante mucho tiempo había ido cuidando con esmero. Acertó a pasar por allí un caminante, con quien inició una animada conversación. Al cabo de un rato, el caminante comenzó a sugerir al dueño del huerto por qué no se esforzaba un poco más y, en vez de perder el tiempo sentado, se afanaba por mejorar la producción de su huerto. El recién llegado no hacía más que proponer consejos: trabajando más en el huerto aumentaría la producción de tomates, con cuyos beneficios podría comprar más tierras, cultivar más, y, en un futuro, incluso establecer una empresa de tomate en conserva. A cada nueva propuesta, el dueño del huerto preguntaba al caminante: “Y eso, ¿para qué?” La razón final …

hORArock: Yo contigo, tú conmigo. Morat & Alvaro Soler

¿Por qué, ¿Por qué, Por qué?  Te veo en el espejo aunque no estés.
Reconozco tu voz, sé que hay algo aquí entre los dos.
Siento, siento, siento
que te conozco de antes de hace tiempo,
que el destino cumplió su misión.

Y aunque quieran quitarme la voz ,
yo pegaré un grito al cielo.
Soy más fuerte si estamos los dos,
va a rendirse el mundo entero.
Yo contigo, tú conmigo.
Le daré la vuelta al cuento y aunque muera en el intento,
vamos a escribirlo mejor.
Yo contigo, tú conmigo.

Gon gon goro gon gon
Que va ser mi
Gon gon goro gon gon

¿Por qué, por qué,por qué?
Te escucho cuando hablo y aunque no estés,
eres parte de mí y no quiero verme sin ti .
Siento, siento, siento
que te conozco de antes, de hace tiempo ,
que el destino cumplió su misión.
(estribillo)

Contra el viento,
nuestro momento, sé que ya llegó y lo presiento.
Contra el mundo, los mares, no habrá quien nos separe.
Contra el viento, el viento oh,
yo pegaré un grito al cielo, soy más fuerte si estamos los dos.  Va a rendirse el mun…

hORArock: Vivo estás. Hillsong United

Roto estaba mi corazón, pero tu mano me rescató.
Del polvo yo volví a nacer,
la salvación en ti encontré.

Tu amor no puedo expresar,
te seguiré por la eternidad.
En tu gracia caminaré,
en libertad siempre viviré.

En ti, en ti, en ti, soy libre
Sé exaltado, sé exaltado
Tu amor, tu amor, tu amor no se acaba.
Oh oh oh
Tú vivo estás en mí.
No hay nadie en tu lugar.
Te necesito, Dios,
eres mi libertad.
Al pasar por la oscuridad,
tu luz siempre me guiará.
Mis cadenas Jesús rompió,
con su mano me rescató.

Este mundo terminará,
yo seguiré hasta el final.
Haz en mí, Dios, tu voluntad.
Venga tu reino a este lugar.

¿Me puede a veces la falta de resultados, la sensación de fracaso?¿ No somos perfectos, todos tenemos problemas. Siempre intentamos esconder estos aspectos como si no fueran importantes en nuestro día a día, pero lo que nos hace seguir adelante es nuestra capacidad de esfuerzo y empuje. Eso nos ayuda a superar los obstáculos que van apareciendo en nuestro camino. Tirar la toal…

WITHIN me: Ponerse en pie

Prestar atención sobre algo tan sencillo y evolutivamente tan complicado como ponerse en pie nos ayudará a recorrer el puente entre lo visible y lo invisible, de ida y de vuelta. Bien erguido, pon los pies en paralelo, con una separación entre ellos similar a la longitud de tus hombros. Dobla ligeramente las rodillas, que no estén rígidas. Endereza la columna buscando la verticalidad. Alinea la cabeza, como si un hilo invisible tirara de ti hacia arriba. Descansa las dos manos en el ombligo, la una encima de la otra. Siente la respiración en la zona abdominal, consciente de que es todo tu cuerpo el que respira. Deja que la respiración y el movimiento cíclico de tu abdomen te ayuden a aquietar los pensamientos que te apartan del punto donde tú eres más tú. En esta posición, asocia tu inspiración y espiración a la frase «Estoy aquí, ante ti». Acoge la dignidad, la humildad… y lo que estas palabras despiertan en ti. D. Guindulain

¡A PENSAR!: Libres, en camino

En tiempo de exámenes, de calor, de final de curso, cuando las semanas se hacen cuesta arriba, cuando mi cuarto o el espacio en el que trabajo se vuelve un poco celda, cuando el calendario me aprieta... entonces valoro, sueño, espero, deseo más la libertad de mi vida. Creo que este es uno de esos conceptos que significa más por todos los sueños que despierta que porque sea algo absoluto, definible, tangible... El sueño de la libertad es hacer lo que crea que debo hacer, no casarme con ninguna convención que me aprisione o esclavice. No ceder. No agachar la cabeza ante nada ni ante nadie, tal vez sólo Dios... Es sentir que tengo el control de mi vida. Es no tener que andar con componendas, es no callar por prudencia, es no percibir como losas a quienes tienen autoridad sobre mí: familiares, profesores, jefes en el trabajo... Es un sueño y una meta, un deseo y un privilegio, un anhelo y una conquista. ¿Qué sueños de libertad sueño?


PERSONAS: Día Mundial contra el Trabajo Infantil

El 12 de junio es el Día Mundial contra el Trabajo Infantil. Millones de niños de todo el mundo se dedican a algún tipo de trabajo peligroso o en el que son explotados, por lo general, a expensas de su salud y su educación y, sobre todo, de su bienestar general y desarrollo. Millones de niños trabajan para sostener a sus familias, pero el trabajo infantil se vuelve inaceptable cuando lo hacen niños demasiado jóvenes y que deberían estar en la escuela. Además, hay muchos niños que están desarrollando un trabajo inadecuado para menores de 18 años. UNICEF calcula que unos 150 millones de niños de entre 5 y 14 años, o casi 1 de cada 6 niños en este grupo de edad, son víctimas del trabajo infantil. Según las últimas estimaciones de la Organización Internacional del Trabajo (OIT), 7,4 millones de niños en el mismo grupo de edad se dedican al trabajo doméstico, que llevan a cabo ,de manera desproporcionada, las niñas.
Las manos de los niños no deberían dedicarse a coser balones, ni a pegar suel…

RELATOS: Los fieles amigos de Iván

Existen docenas de fábulas sobre la amistad, la fidelidad y la gratitud que puede establecerse entre los animales y el hombre. Ninguna de ellas conmueve tanto como la historia real del pequeño Iván Mishukov. A inicios de la década de 1990 Rusia sufrió un profundo cambio político que tuvo consecuencias en toda la sociedad: muchas personas se enfrentaron al desempleo y padecieron problemas económicos. Varias familias se desintegraron y cientos de niños quedaron abandonados a su suerte, sin ningún pariente que los ayudara. Uno de ellos fue Iván que, a sus cuatro años de edad, estaba completamente solo en el mundo, sin el apoyo de algún adulto o institución. Por 1996 andaba vagando solo por las calles de Moscú, donde pedía monedas para ganarse la vida. En esas mismas calles había cientos de perros abandonados por sus dueños, que formaban pequeñas manadas salvajes, pues sobrevivir en grupo les era más fácil. Iván, con sus grandes ojos expresivos y su largo cabello rubio, se ganó la simpatí…

RELATOS: Prácticas de enfermería

La visita a aquel sencillo domicilio de la calle de arriba donde vive Pedro, cuidando a su mujer enferma, se convirtió en una especie de santuario para tu vida de fe. Ahí ibas con tu ciclomotor. Toda la costa chasqueando. Pensabas: "Cuando Pedro va a comprar, qué subida más larga, y con los paquetes. Qué hombre, Pedro, ¡qué persona tan especial! " Lo que más te impresionaba de Pedro era la mirada. Una limpieza sublime, en la que se mezclaban la sencillez, la profundidad, la claridad y una verdad de fondoque todo lo articulaba. Los ojos transparentaban un alma fuerte, humilde y fiel hasta el extremo. Llegabas y él ya abría la puerta. Ibas a la habitación justo en la entrada, pequeña, con la ventana que da a la calle, y en la cama, medio adormilada, la mujer, María, indefensa, medio perdida en las brumas del pasado. Ya no se valía por sí misma. Menos mal, tal vez, porque el nivel de conciencia era bajo. Le hacías el tratamiento, sobre todo en las heridas, ponías toda la calidad …

PERSONAS: Los abuelos, siempre presentes

Los abuelos nunca mueren, se vuelven invisibles y duermen para siempre en lo más hondo de nuestro corazón. Los abuelos, aunque no estén, siguen estando muy presentes en nuestras vidas, en esos escenarios comunes que compartimos con nuestra familia e incluso en ese legado oral que ofrecemos a las nuevas generaciones, a los nuevos nietos o biznietos que no pudieron conocer al abuelo o a la abuela. Sus presencias habitan aún en esas fotografías amarillentas que se guardan en marcos, y no en la memoria de un móvil. El abuelo está en ese árbol que plantó con sus manos, en ese vestido que nos cosió la abuela y que aún conservamos. Están en los olores de esos pasteles que habitan en nuestra memoria emocional. Su recuerdo está también en cada uno de los consejos que nos dieron, en las historias que nos contaron, en el modo en que nos hacemos los nudos de los zapatos e incluso en ese hoyuelo en el mentón que hemos heredado de ellos. Los abuelos no mueren porque se inscriben en nuestras emociones…

WITHIN me

En un estado de reposo, sea sentado o caminando lentamente, toma consciencia de todo tu ser gracias al aire que inspiras y espiras. Imagina que se abre una gran pantalla ante ti, en la que visualizarás el relato que te propongo a continuación. Te imaginas avanzando por un camino por donde es agradable pasar. Consideras el horizonte ante ti, los árboles, los murmullos que oyes, los pájaros… Notas conexión entre tu estado de ánimo y el entorno. Sin más, vienen a tu conciencia tres palabras. Esta consciencia es tan fuerte que olvidas cualquier otra expresión verbal fuera de estas tres palabras. Tomas consciencia de que ellas son las más importantes para ti, para tu plenitud. De un modo distendido, piensa en estas tres palabras, que son las más significativas de tu vocabulario. Tu camino continua con este estado de ánimo, conectado con lo que te rodea y disfrutando de tus tres palabras. D. Guindulain

¡A PENSAR!: Hasta el infinito y más allá

Imagina que tienes la posibilidad de crear el país que tú quieres. Elegir desde la bandera y el himno, hasta la Constitución, la forma de gobierno… Pues algo así ha hecho un multimillonario ruso creando Asgardia, la primera nación espacial independiente. Lo original del proyecto es que se presenta como una nación espacial, esto es, los creadores prevén un momento en el que la vida en el exterior sea posible, en estaciones espaciales, e incluso creen que llegará el momento en que será la única vida posible y quieren llegar a ese momento organizados. Cuando vimos la película Wall-e, de Disney, no pudimos sino sentir cierto nerviosismo, porque no veíamos tan de ciencia-ficción el futuro que planteaba una Tierra agotada, en la que la vida ha sido exterminada y nosotros nos hemos visto obligados a vivir esclavos de la tecnología en el espacio exterior. Siendo una película más o menos infantil, no dejaba de contener una advertencia para los adultos. Y es que a veces podemos pensar que ya no …

hORArock: Hay un amigo en mí.

Hay un amigo en mí, hay un amigo en mí. Cuando eches a volar y tal vez
añores tu dulce hogar,
lo que te digo debes recordar.
Porque hay un amigo en mí.
Sí, hay un amigo en mí

Hay un amigo en mí,
hay un amigo en mí.
Y cuando sufras, aquí me tendrás